Seguidores

viernes, 15 de septiembre de 2017

EL GURU Y LAS GALLINAS O LA DINÁMICA DEL ESCOBAZO.

Hace mucho tiempo, cuando tuvo un mal día,  le contaron un cuentecillo hindú  con el fin de consolarla.  Ella lo escuchó con atención pero no es que le sirviera para mucho más que transmitirlo con el mismo fin que quien se lo transmitió.
Un buen día, mientras realizaba una labor cotidiana y repetitiva, que es cuando verdaderamente descansaba su cerebro para quedarse en blanco salvo que trabajara al ritmo de la melodía pues entonces solo esta ocupara su mente, se replanteó el siguiente cuentecillo.

Se dice que un día una pobre mujer acudió muy pesarosa al gurú de su aldea quejándose de la mala vida que le daba su familia y de todo el trabajo que debía soportar a diario sin reconocimiento alguno. ¿Os suena?
La sabia respuesta del guru fue contundente:  ¿Tienes gallinas? - Claro - Pues mételas dentro de tu casa.
Al día siguiente la mujer a punto de explotar volvió a quejarse al guru.
"Tienes alguna vaca" -Si - Pues métela dentro también.
Se repitió la historia con el burro y con el cerdo.
Al final de la semana, cuando la mujer enfurecida tras haber seguido a pies juntillas volvió a casa del guru este le dio la orden que sacara a las gallinas y volviera al día siguiente.  Dicho día le ordenó que sacara a la vaca y así sucesivamente los días siguientes con el burro y el cerdo.

Al final de las dos semanas la mujer volvió radiante con un regalo de frutas para el sabio gurú en agradecimiento por la armonía y la felicidad que se respiraba en su hogar.



Hasta aquí el final del cuento.

.......continuación

La música se había acabado y el cerebro de nuestra fregona de turno se resistía a vaciarse como lo hiciera el recogedor de basuras de modo que resurgió la humilde figurilla  feliz y contenta de haber expulsado a los animales de su estancia y tan solo contar con su propia familia que ocupara su tiempo.
Con lo que no contaba aquel gurú, de tan acostumbrado que estaba a su papel preponderante sin haber realizado ningún otro que no fuera el de sabio varón, es que la mujer aprendiera instintivamente la "DINAMICA DEL ESCOBAZO" utilizada inocentemente con los animales domésticos por aquel guru.

La pobre infeliz, en su ignorancia se dijo: "Si ser feliz consiste en ECHAR FUERA, en sacar tras haber metido, por qué no sigo haciéndolo cada vez que me sienta descontenta.  Y siguió, siguió, siguió  al tiempo que no paraba de vomitar sin parar hasta no quedó más que su persona desnuda con el estómago hundido y vacío dentro de la estancia. Finalmente recordó todas las veces que había soñado con volar, buscó la escoba pero no la encontró porque en su día también la había echado, de modo que  pegó el último portazo y se plantó al otro lado del umbral. Parece que lo había echado todo fuera  pues lo que restaba ya no le merecía la pena protegerlo..

sábado, 9 de septiembre de 2017

EL NUEVO AIRBUS DE IBERIA RUMBO A LA HABANA


Me han sido remitidas estas imágenes de la nueva adquisición de la compañía aérea patria por excelencia.
 Evidentemente a causa de su matrícula.  Alguna vez consideré poder utilizar algún vehículo con las siglas de mi identidad pero inmediatamente rechazaba la idea por necia, por vanidosa, por inútil, por soberbia.
Para memorizar matrículas de vehículos, especialmente ahora que disponen de tres consonantes nada como intentar relacionarlas con algún nombre común o propio intercalando vocales. Si bien algunas como "FLY" no lo necesitan. Con los números lo que mejor me resultaba era establecer un patrón geométrico para recordarlos dada la poca consistencia de la memoria natural con la fui dotada para números y letras, justo al contrario  que la memoria circunstancial y emocional que siempre me acompañó de buen grado.  La temporal, pchsss, a mitad de camino.


Camino a La Habana ¿Se habrá citado con Irma (la no dulce)?

lunes, 21 de agosto de 2017

ASPECTOS FEMENINOS EN LOS SIGLOS XV Y XVI

EXPOSICIÓN DE LA MISOGINIA  DURANTE EL TIEMPO DE GERMANA DE FOIX (S. XV Y XVI)
Entresacada del libro dedicado a dicha reina y escrito por Rosa E. Ríos LLoret, Ed. Biblioteca Valenciana.

Representa el sentimiento de  la mitad de la población, en este caso el género femenino, impreso en el inconsciente colectivo de la sociedad del s. XX. Las sociedades evolucionaban muy lentamente a lo largo de la historia pasada, lo cual unido a que en la península medio siglo de dictadura pazguata supuso un paso atrás en la educación y cultura de dicha parte de la población…..con excepciones que solo sirven para confirmar la regla expuesta.   El texto intercalado en granate es de cosecha propia,  el de una persona nacida en 1948 y que tuvo la oportunidad de observar de forma directa o implicada mediante conversaciones en las que sus ancestros le narraron todo lo acontecido en sus vidas desde principios del dicho siglo, incluso finales del anterior, hasta su nacimiento. Así le ha resultado posible  cotejar  las consecuencias de lo expuesto en el texto que acaba de leer.  La filmoteca nacional ampliaría y nutriría sobradamente la presente exposición.
De golpe y porrazo la era tecnológica ha imprimido una velocidad inaudita e inesperada al paso del tiempo a partir de la octava década del siglo pasado y quienes hayan nacido más tarde, como mis nietos, quizás desconozcan incluso desprecien por obsoleto el sustrato del que proceden. Seguramente no se tomarán la molestia de leer el texto que acabo de mencionar, pero al menos es mi voluntad que quede constancia de este pequeño resumen en la red, por si acaso en algún momento pudiera resultar de alguna utilidad.

LA DONCELLA.

La educación de la mujer en el siglo XV estaba marcada por etapas “naturales”: doncella, casada, viuda.  Por lo tanto sus obligaciones y conocimientos  diferían conforme a dichas etapas si bien  existían unos fundamentos de conducta que eran para siempre y que organizaban la vida de cualquier mujer en todo  momento de su existencia.  Por tanto la educación femenina se dirigía a que aceptaran  y cumplieran dichos principios. Educación y enseñanza debían estar orientadas a formar mujeres virtuosas, no sabias.  Para que la doncella a partir de los diez o doce años fuera discreta y disciplinada se aconsejaba el uso de la vara en la espalda “para que no hablen a voces ni se rían disolutamente, para que traigan los ojos bajos y no miren muy ahincadamente a alguno en la cara.  Mas si alguno les habla respondan honestamente y tras responder bajen los ojos en tierra aunque sea su hermano o pariente.”
La finalidad de toda joven, que era el matrimonio, la obligaba a mostrarse, a  hacerse ver para intentar conseguir ese objetivo vital que era la boda.  A tal fin tenía que exhibirse y al mismo tiempo permanecer oculta.  Desde la niñez una mujer tenía que aprender a vivir la paradoja de su existencia.  Dentro de sus restrictivas salidas, las más apropiadas eran las que estaban relacionadas con los servicios divinos o con actividades religiosas.
Las pocas mujeres cultas de su tiempo nunca serían iguales a los varones por tanto no se apartaban de lo estipulado para ellas: prepararse para ser esposas sufridoras y madres abnegadas que se dediquen exclusivamente a las tareas domésticas y reproductoras.  Serán cultas y refinadas pero confinadas a espacios íntimos y cerrados en los que puedan leer o practicar sus devociones.   Se trataba de una élite religiosa, no laica.  Sobre ello hace una cita un tal Gómez Molleda genuinamente hispano, de las que “supieron no dedicarse demasiado al estudio como para no marchitar su sexo sino dedicarse a labores propias de su sexo como hilar, tejer, coser o cocinar.  Saber leer resultaba útil para que conocieran los principios de la religión, las vidas de santas y otros libros que las ayuden en su formación cristiana.”
A pesar de ello cuenta la propia  Sta. Teresa que su madre leía a escondidas libros de caballerías, que estaban prohibidísimos a las mujeres honestas,  pero que sabía compaginar esta afición con sus obligaciones de esposa.  De sí misma comentaba lo siguiente:  “comencé a quedarme en costumbre de leerlos y parecióme no ser malo con gastar muchas horas del día y de la noche en tan vano ejercicio, aunque escondida de mi padre.  Era tan extremo lo que en esto me embebía que si no tenía libro nuevo no me parecía tenía contento”
Curiosamente disculpa a su madre porque “pese a leer dichos libros no perdía su labor” mientras que de su padre llanamente decía que “era aficionado a los buenos libros”.
El fin de toda doncella era el matrimonio y este se conseguía gracias a la dote o al linaje. En cuanto al amor, se podía conseguir mediante la belleza y las dificultades que ellas pusieran en otorgarlo.  El conocimiento femenino no era un valor en alza y las que, pese a todas las dificultades, accedían a él, aunque fuera en una mínima parte y con toda clase de restricciones, eran acusadas de ridículas, pedantes y orgullosas.   Lo que realmente molestaba de aquellas mujeres no era tanto su pedantería como su indocilidad, una indocilidad más difícil de contrarrestar que la oposición de las ignorantes. 
Saber tocar un instrumento, tener una voz agradable, danzar con gracia eran conocimientos necesarios para una dama y conviene distinguir entre danzar que era algo que le permitía exhibirse castamente en público y bailar porque esto último que era otra historia en absoluto bien considerada en una dama.

En el reino de Valencia la virginidad femenina poseía un rédito importante.  En los Fueros de Valencia, Jaume I estableció “lo creix” en razón de la virginidad de la mujer en el momento del desposorio.  Dicha "creix o creisiment" era un “aumento” que el marido daba a la mujer, equivalente a la mitad de la dote que ella aportaba, y que la esposa no adquiría hasta la consumación del matrimonio.  A la muerte del marido, ella lo poseía en usufructo mientras no contrajera un nuevo enlace, y al fallecer pasaba a los herederos del esposo.
¿Cuántas mujeres tendrían que disimular estupidez para no llamar la atención?  Esto se convirtió en una tradición oral y conductual heredada de madres a hijas y  fue una constante en el género femenino por no sufrir  el destierro de una sociedad que aún necesitaba. ¿Quién se extrañará que dicha actitud se acabara enquistando en la naturaleza femenina debido a tan necesaria práctica a lo largo de los siglos?  Solo los colectivos o individuos perseguidos por los más diversos motivos a lo largo de la historia podrán  comprender la imperiosa necesidad del disimulo por la supervivencia hasta alcanzar una posición de cierta “estabilidad”.  Lo que ha debido ocurrir es  que un sometimiento de género tan amplio y extendido a través de tiempo y culturas ha devenido en  cierta característica femenina aun vituperada en nuestros días y a la que los varones en la actualidad, no sin razón, tanto parece molestar.  ¿Misoginia encubierta? (Por qué será que recuerdo cierta frase que en mi juventud me parecía inadmisiblemente injusta: aquella  que decía que: “los hijos penarían las culpas/pecados/errores/ de sus padres”.)  Cualquier genocidio, guerra o persecuciones diversas duraron menos  tiempo que el sometimiento interesado por ambos géneros, supuestamente, de la hembra tanto en las culturas orientales como occidentales. …. ahora me viene a la memoria la frase que el archiconocido domador de perros televisivo Cesar Millán adjudica a lo que necesitan los perros por excelencia para sentirse felices conviviendo con humanos: “la sumisión a un líder”……y como “convividora perruna” durante más de treinta años, me guste o no, lo he de confirmar, pero sin cariño ni aprecio  mutuo, por no decir amor y respeto,  la relación pierde toda su gracia ¿Ocurrirá lo mismo entre humanos? ¿Ay, y si la sumisión se tradujera por temor? ¿Donde habré escuchado que el ORDEN resulta más importante que la LIBERTAD? ¿Será dicho orden el concepto originario para la creencia en una divinidad superior? Desde luego a niveles prácticos conviene asumir que cuando algún descerebrado siembra el caos de forma sorpresiva e indiscriminada la gran mayoría de la población reclama ORDEN.
Ante semejante perspectiva, no sorprende en absoluto que una mujer de fuerte carácter como  una tal Teresa optara por tomar los hábitos y proceder en consecuencia con su poderosa naturaleza,  al igual  que el único varón que en alguna medida tocaría su corazón bajo el manto del casto discurso de su época y circunstancia se tratara de un pobrecito necesitado  de físico débil y menudo de puro hambriento, superviviente de carencias múltiples, pero con un soñador y místico  “piquito de oro”. (Palabras escritas desde la perspectiva temporal y  tras  profunda observación del comportamiento del inconsciente cultural y colectivo del tiempo que me tocó vivir extrapolado al comportamiento humano ancestral) 

LAS HETERODOXIAS. LAS INFRACCIONES.
 Salvo en muy raras excepciones no se concebía para las mujeres nada más que dos situaciones: el matrimonio o el convento.  El hecho que una mujer llegara a la treintena sin haber optado por uno u otro camino no estaba bien visto.
Para las mujeres, la posibilidad de una vida propia era una quimera hasta el punto que quienes rechazaban estos caminos eran las menos, y aquellas que no se acoplaban a ellos por circunstancias ajenas a su voluntad, eran apartadas por la sociedad.  Este es el caso de las mujeres “sueltas”, sin marido ni padre ni tutela masculina que a menudo se clasificaban casi como prostitutas.
Hasta el s. XVI la ciudad de Valencia tenía fama de que sus mujeres eran diestras en el amor.  Un tal Bandella cita lo del siguiente modo.
“Valencia es una gentil y nobilísima ciudad donde hay bellísimas y preciosas mujeres que alegremente saben enamorar a los hombres.  En toda Cataluña no hay más lasciva y amorosa ciudad que Valencia.  Si por acaso acaece por allá un mancebo inexperto, las mujeres le adiestran en las lides del amor (en este caso, como en la mayoría, se considera amor al simple uso de su sexualidad en beneficio propio) mucho mejor que las sicilianas de más baja condición”. 

En Valencia el burdel tenía una regulación muy rigurosa, que aparecía en los Fueros y recibía el nombre de “Pobla de les fembres pecadrius”.  Ya a finales del s. XIV estaba rodeado de un muro que la reina María mandó elevar para impedir que se escalara.  Parece ser que no se trataba de un lugar particularmente sórdido.  Los hostals disponían de huerto propio y había muchas casas con jardín en las que habitaban las prostitutas que trabajaban por su cuenta. 
Cuenta el caballero flamenco Antoine de Lalaing cundo visitó el burdel de Valencia allá por 1501.
“Después de cenar fuimos a ver el lugar de las mujeres públicas, que es grande como un pueblo pequeño, todo rodeado de muros y con una sola puerta.  Delante de esta siempre hay una horca levantada para ahorcar a los facinerosos que hayan cometido alguna fechoría en ese lugar.  En la misma puerta un encargado recoge los bastones de quienes desean entrar y les advierte que si desean que les guarde los dineros que llevaren encima porque si sufrieran algún robo durante la noche el portero no se haría responsable del mismo.
En este lugar hay tres o cuatro calles llenas de pequeñas casas, y en cada una de ellas hay mujeres ricamente ataviadas con vestidos de terciopelo y de seda.  Habrá alrededor de doscientas o trescientas  y tienen sus casitas adornadas y provistas de buena ropa.  La tasa vigente es de cuatro dineros, de los que se deduce el diezmo, y no pueden pedir más por una noche.  Hay muchas tabernas y casas de comidas.  Debido al calor, la vida en el barrio es incómoda durante el día, y como de la noche hacen día, las mujeres se sientan a la entrada de su casita, donde cuelga una bella lámpara que permite verlas a placer.  También hay dos médicos encargados y pagados por la Ciudad, que visitan a las mujeres para saber si hay alguna enferma de pústulas u otra enfermedad secreta para sacarla de aquel lugar.  He referido todo esto porque nunca había oído que dispusiese de tanta policía un lugar tan vil.”

Sin embargo, todas estas desviaciones del modelo femenino oficial suponían, para aquellas que las practicaran, el alejamiento definitivo de su familia y la proscripción de su linaje.  Las consecuencias de la heterodoxia de las mujeres eran tan terribles que resultaban impensables para una doncella noble, de ahí que la mayoría, aunque fuera en apariencia, siguiera las pautas ordenadas y tradicionales. ¿Será este uno de los pilares de una sociedad inconscientemente hipócrita por antonomasia?
Ahora bien, sin negar la importancia de la vocación, lo cierto es que, a menudo, el convento era la única salida para aquellas jóvenes que no podían casarse según su rango, que no tenían dote suficiente, o para las que su ingreso en él había sido  una situación temporal a la espera de que sus padres o tutores encontraran un marido apropiado, y pasados los años y la juventud, casi olvidadas, habría devenido en un modo de vida estable.
Entre ellas también existían clases: Las clérigas o religiosas con votos  a menudo damas que  disponen de un personal para ellas así como de amplias estancias para sí.  Las legas, dedicadas a las tareas domésticas. Las donadas, muy relacionadas con el mundo exterior. Las escolanas, que esperan pronunciar sus votos pero que en realidad se encuentran allí porque su dote es insuficiente y ello les dificulta un posible casamiento.
Se omite el deterioro moral conventual de la época que no solo afectaba a España sino a toda Europa y no solo era manifiesto sino delirante. -  Uno de tantos frutos  del culto a la hipocresía que la  sociedad oficial establecida,  tan temerosa como ignorante, imponía, pero algún enlace caerá:  p.e. http://www.rtve.es/noticias/20170718/alemania-denuncian-abusos-sexuales-547-ninos-del-coro-catedral-ratisbona/1583143.shtml


Infantes y mujeres eran tratados como seres inferiores y proclives de abuso.  Aún ocurre, ahora se le llama "tráfico de menores" y "trata de blancas".  Dos conceptos sobre los que mi padre me puso en aviso desde la más tierna infancia para que me fuera acostumbrando a desconfiar del entorno porque me debía ver demasiado inocente, o simplemente tonta del bote.  

 ¿A que las cuestiones sobre abusos molestan mucho al clero inocente y libre de semejantes desviaciones, u otras ya indultadas en las sociedades más evolucionadas?  pues algo semejante ocurre con la mayor parte del colectivo femenino, antiguamente acostumbrado a aguantar y agachar la cabeza por conveniencia social acuñada en necedad. Actualmente liberado, gracias a inventos masculinos, por cierto, (la pildorita de marras)  desde el momento que pudo elegir  cuando y como ejercer la maternidad, o rechazarla de plano.  No es de extrañar que algunos elementos juveniles, educadas en la más absoluta igualdad entre los sexos, se muestren levantiscas incluso violentas, sus ancestros deben andar haciendo coro a su griterío aunque ellas no se enteren. 

Cualquiera que lea estas letras podrá asimilar la desigualdad femenina con las levas que se producían para engrosar los ejércitos y no le faltarán razones, pero no es incumbencia de esta entrada, de todos modos me parece recordar que  hasta el mismísimo Aquiles fue escondido por su madre para que no combatiera. ¡Cuando los "engendros seleccionados" seamos criados en probetas durante nueve meses y seamos atendidos  como "ganado específico" por enfermer@s especializadas, se nos habrá acabado el presente momio. (Recordemos la actividad ganadera por excelencia: Hembras-leche, Machos-carne y los consiguientes desequilibrios  que dicha actividad masiva produce. )

Con todo había mujeres para las que el convento resultaba deseado y considerada la mejor de las opciones ya que al estar tan excelsamente valorada la virginidad, recogían todos los frutos del amor sublime encarnado en Cristo sin sufrir las penalidades derivadas del amor físico, el parto y la maternidad.  En el convento podían realizar trabajos productivos así como dedicarse al estudio: escribir libros devotos e incluso poemas, traducir las vidas de los santos del latín al vernáculo idioma, leer, predicar y las más afortunadas podían ejercer funciones de mando desde su puesto de abadesas o prioras, adquiriendo una posición que fuera del claustro les hubiera sido imposible concebir.

Otro camino ajeno al convento y al del matrimonio fue el del EMPAREDAMIENTO voluntario que llevaban a cabo mujeres virtuosas, temerosas o deprimidas, que se separaban del mundo y se encerraban de por vida en un cuarto o en una casa.  Las emparedadas solían pertenecer a familias de la baja nobleza y muy pocas eran de extracción popular.   Aquellas que practicaban un emparedamiento acompañado tenían menos incomodidades que las que lo hacían solas.  Su encierro no requería  reglas ni estatutos ni tiempo ni obediencia.  Se trataba de una situación intermedia entre la vida seglar y la clausura así como una solución que evitaba el abalanzarse por despecho a un infeliz o forzado matrimonio. “Solían abrazarlo  las de mayor edad, solteras o viudas como dueñas en disponer de su persona hallándose con vocación de tal retiro”, según un tal Orellana, el cual  relaciona a las primeras emparedadas con las BEGUINAS, cuyos BEGUINIAGES fueron condenados por el Papa Clemente V en el Concilio de Viena en 1313, porque se consideró que se habían relajado demasiado y se creía que caían en los mismos errores que los FRATICELLI. 
En Alemania hubo beguinas condenadas por herejes. Este movimiento se extendió por Flandes, Alemania, Francia y Cataluña.  Se trataba de mujeres instruidas e intelectuales, ajenas a toda autoridad. Se les reprochaba sobre todo su independencia de criterio  y su actividad fuera del control de la iglesia oficial. 
Si ya resultaba difícil esa postura entre los hombres, resultaba inaudito y digno de toda reconvención entre las mujeres. Resulta significativo,  también, que muchas de estas emparedadas llevaran los hábitos de la Tercera Regla de la Orden Franciscana la cual también había tenido problemas en sus relaciones con la jerarquía.

LA DOTE.  Pasaremos por alto esta cuestión porque todos saben lo que significa y se trata de una cuestión particularmente enojosa y en cierto modo conocida de primera mano.  ¡Qué difícil resultaba a las mujeres ser hijas de unos pobres diablos y salir adelante limpiamente sin un “padrino” o unas circunstancias económicas iniciales  debidamente amables.
Entre el pueblo llano, en su continuo afán de imitar a la nobleza,  el hecho de la belleza física y diversas aptitudes hogareñas  cumplía las veces de “dote biológica” entre las mujeres para encontrar marido. 
Recuerdo cómo, a partir de la menarquia,  en el pueblo de mi madre situado cerca de  la serranía del valle del Vinalopó,   las “donas” del lugar siempre   inquirían  a las jovencitas cuantos novios, (el  plural  interpretábase como indicio de valoración de la doncella o “fadrina”) o pretendientes, tenía. También recuerdo muchísimas cuestiones personales al respecto que no se exponen por innecesarias en la presente entrada, pero ocurrieron y fueron recogidas por escrito en su momento con todo lujo de detalles, para la posteridad.  Contra desmemoria: legajos. 

Sin embargo, a pesar de todo lo expuesto y siempre con las naturales precauciones, por lo general se consideraba que las casadas valencianas vivían mejor, en el sentido de que tenían más libertad que las de otros lugares de España.  Existe un refrán de la época que muestra ese sentimiento general: “De moza navarra,  y de viuda aragonesa, y de monja catalana, y de casada valenciana”. 
No en balde se dice que la dama de Elche se trata de un símbolo matriarcal.  No si ….. parece que ya de antaño  llovía sobre mojado al respecto por la tierra de mis ancestros.  Tierra, tuya soy, de ti provengo y a ti, no tardando demasiado retornaré.

LA CASADA
En el comportamiento de la mujer el “qué dirán” para salvaguardar su honra era muy importante.  García Mercadal  recoge que un tal Münzer hace la siguiente semblanza de la reina católica:
“Hasta no ha mucho, cuando el rey se hallaba ausente, la reina dormía con sus doncellas y con los chiquillos; pero ahora cuando acontece ausencia de su esposo, duerme con sus hijas y con algunas dueñas.  Usa de esta costumbre con el fin de conservar incólume la reputación de su honestidad, pues la gente de Castilla es harto suspicaz y muy propensa a echar las cosas a mala parte.”
Sta. Teresa de Jesús describe de la siguiente manera a su madre Beatriz de Ahumada, que casó a los catorce años con don Alonso, viudo y con tres hijos: “Mi madre también tenía muchas virtudes y pasó la vida con grandes enfermedades, grandísima honestidad.  Con ser de harta hermosura, jamás se entendió que diese ocasión a que ella hacia caso de ella; porque con morir de treinta y tres años, ya su traje era como de persona de mucha edad, muy apacible y de harto entendimiento”. .......  me parece que la niña Teresa pronto debió tener claro lo que NO deseaba para sí: ni los padecimientos de su madre ni  seguramente de sus hermanas. Ella, dada sus circunstancia, también eligió.

Pero Isabel y Teresa eran castellanas, de tierra adentro; sin embargo en la costa valenciana donde proceden mis ancestros la cuestión lucía muy diferente.  No en balde se trocaron en fiesta las antiguas batallas entre "moros y cristianos", puesto que el pueblo asumía directamente su sangre "impía" donde los varones presumían de valentía y chulería para después regarlas con de  buenos caldos mientras  sus mujeres las aprovechaban no solo para lucir sus habilidades con paño y aguja sino para lucir todo su esplendor con la misma chulería que sus maridos.
  https://www.youtube.com/watch?v=qu8uTRerzR8  ( las fiestas de moros y cristianos  de Denia ya resultan bastante descafeinadas a causa de diversos intereses turístico culturales) -  parecen representar la alegría de vivir por excelencia. Se podrá estar o no de acuerdo con este aspecto epicúreo de la vida, pero  consta.  También que quien  escribe aplicó la regla de oro que, ante  circunstancias personales,  para disfrutar dicho estado de ánimo con propiedad primero convendría seguir el camino del estoicismo.....y funcionó. 


Féminas hasta el minuto 1:18

LA VIUDA
Las críticas hacia las mujeres que, muerto el marido, no abandonan el interés por cuestiones mundanas, o simplemente continúan  teniendo ganas de vivir   a menudo resultan  abrumadoras.   Un texto del “Reloj de Príncipes” del predicador Antonio de Guevara, no puede dejar de manifestar la presión social sobre las viudas:
“Si una viuda sale de su casa, la juzgan por deshonesta, si no quiere salir de su casa piérdesele su hacienda, si se ríe un poco notanla de liviana; si nunca se ríe, dicen que es hipócrita, si va a la iglesia notanla de andariega, si no va a la iglesia dicen que es a su marido ingrata, si anda mal vestida notanla de extremada, si tiene la ropa limpia dicen que se cansa ya de ser viuda, si es esquiva notánla de presuntuosa, si es conversable, luego es la sospecha de la casa. Finalmente digo que las desdichadas viudas hallan a mil que juzguen sus vidas y no hallan uno que remedie sus penas”.
Puedo dar fe porque soy hija de viuda nacida en una pedanía del valle del Vinalopó que antes de la guerra civil la situación era tal y como se refiere en el anterior párrafo.  Tras la guerra civil muchas viudas de guerra se volvieron a casar y la que me parió encontró un marido que cumpliera su sueño, llevársela muy lejos, a un lugar tan lejano  como la capital, donde tendría a una única hija a la que poder educar de una manera diferente.  Dadas las precarias circunstancias de la población en aquellos tiempos diríase a mi madre le  habría tocado “la lotería” y de rebote a su único vástago.

Por otro lado continúa existiendo una crítica soterrada hacia las viudas que contraen segundas nupcias porque en el fondo se la considera como una especie de traición al esposo muerto, una actitud desleal y un robo de algo que era de su propiedad.  Así  el tal Brantôme decía al respecto:
“Un gran señor francés no hallaba más diferencia entre una dama que ha sido casada con cuatro o cinco maridos, uno después de otro, y una prostituta que ha tenido otros tanto hombres, que el matiz o velo del matrimonio.  También un gentilhombre que he conocido, habiéndose casado con una mujer que ya lo había estado en tres ocasiones, decía sin sonrojo: A fe mía, que se ha casado con una prostituta más, del BURDEL DE LA REPUTACIÓN.”  
A lo que solo añadiré que se trata del burdel que los propios misóginos crearon.  No se quejen y asuman.  Ello les honraría.  Me pregunto qué habría hecho mi persona de haber nacido varón e imagino que lo mismo que el resto, ¿a quién le amarga cualquier dulce o una prebenda social, la que fuere?

DIOSAS, AMAZONAS Y REINAS: ¿IMÁGENES DE PODER?

Al igual que en periodos anteriores y posteriores, durante los siglos XV y XVI son muy escasas las representaciones de mujeres como sujetos activos, con una función pública, con ocupaciones que las definen, independientes de su género y ajenas a su papel tradicional de esposas y madres.   Dice Freedberg que si las imágenes son siempre poderosas y nunca baladíes, tampoco lo pueden ser aquellas que representan a modelos femeninos, más aún si se tiene en cuenta que estas imágenes de mujeres, sean las que fueren, están hechas por hombres, en un mundo controlado por ideales masculinos sobre lo que tiene que ser la feminidad.  Así por ejemplo, durante la Baja Edad Media son muy abundantes las Vírgenes de la Leche.  Se trata de un claro modelo didáctico en la formación femenina en un momento en que las damas de la nobleza no amamantaban a sus hijos sino que los entregaban a las nodrizas, con gran escándalo de la Iglesia que continuamente lanzaba furibundas diatribas contra esta práctica. ¿Por qué no entender estas Vírgenes de Leche como un catecismo pictórico para reconducir conductas femeninas que les resultaban demasiado libres y heterodoxas.  En el caso de Valencia, el lujo indumentario, la alegría de vivir, y la sociedad epicúrea y sensual (muy acorde con una climatología feraz y benevolente) en la que, según los moralistas, se desenvolvían las mujeres valencianas, exigía constantes censuras y  advertencias, así como la continua referencia a modelos ejemplares. ¿No podían ser estas pinturas un medio más de propagar ejemplos de comportamiento para unas mujeres que se estaban alejando de los arquetipos tradicionales de la época?

                                                                LA DAMA DE ELCHE

En el caso de la biblia un tal Bornay  estudia las figuras más representadas y destaca el poco interés prestado a aquellas mujeres cuya historia se basa en haber derrochado sabiduría, autoridad e inteligencia, mientras que son más comunes las que adquieren relevancia  por su condición de objeto sexual que obnubila al varón.  Así tenemos que existen pocas pinturas durante los siglos XVI y XVII de una heroína como DÉBORA, profetisa y mujer sabia que llegará a encabezar el ejército y que aparece en el Libro de los Jueces (4:5)
La imagen de la mujer guerrera se usó para representar a aquellas mujeres que tuvieron “cualidades masculinas”y que las ejercieron como la reina Zenobia, Juana de Arco o Clorinda: la protagonista de la obra de Tasso, Jerusalén Libertada.  Pero estas amazonas actuaron fuera de su esfera natural, por ello eran símbolos polivalentes y por lo tanto peligrosos para una sociedad gobernada por los varones, de ahí que su imagen tuviera que ser apaciguada.  Por ello cuando se representa como guerrera alguna princesa o reina contemporánea, no se olvida mostrar con claridad su condición femenina y aunque  su atuendo sea la coraza o el yelmo de un soldado, el resto de sus ropas y sus maneras serán representadas con exagerado afeminamiento,  incluso cuando todo su cuerpo lo cubra la armadura, el cabello largo y suelto demostrará que se trata de una mujer.

La imagen de la MINERVA PACÍFERA (Las reinas Cristina de Suecia o María de Médicis aparecen en grabados con los atributos de esta diosa.) parecía la imagen más apropiada para el carácter de las reinas.  Así, aunque apareciera con casco y coraza, su intencionalidad simbólica se relacionaba con la concordia.  La acción, la lucha directa eran privilegio masculino mientras que a las féminas les correspondía, incluso desde el gobierno, la suave pasividad y dulzura de ánimo que conmoverían a los hombres y les convencerían para que cesaran en sus luchas.
Estas alegorías benéficas de las mujeres fuertes se difundirá, sobre todo, en la segunda mitad del s. XVI y durante el siglo XVII.  En este momento Isabel I en Inglaterra, María Estuardo en Escocia, Catalina de Médicis en Francia y las diversas regencias de las princesas y reinas en el siglo SXVII favorecerán la difusión estas  imágenes de mujeres con poder.
Aparte de las amazonas y guerreras, y mucho más representadas que ellas, aparecen unos tipos femeninos que dominan a los hombres gracias al uso y control de su sexualidad.  Lo que temen muchos de los polemistas es que ese poder se  ejerza sobre el hombre. Por tanto si resulta legítimo que una mujer gobierne un estado, ¿por qué no gobernarse ella misma?.  Entonces, ¿podría gobernar también a su marido?
Ante semejante perspectiva las imágenes tan repetidas de Judith, Dalila, Jael o Salomé adquieren una dimensión más amplia que las  de meras heroínas bíblicas.  Todas utilizan su cuerpo como objeto de deseo masculino para someter al varón y ese dominio es tan fuerte que puede llevar al hombre a la muerte.  En todas hay deseo y traición.  Todas cogen desprevenido al hombre poderoso y lo destruyen.  
Del párrafo anterior se podría deducir que se trata de TEMOR a perder la supremacía instintiva, lo que más o menos inconscientemente movía a muchos miembros del género masculino, parapetados tras timoratas religiones, a mantener al género contrario controlado, a raya, haciendo uso de su circunstancia social masculina.
Así aunque Judith y Jael  seducen y matan para salvar a su pueblo mientras Dalila y Salomé son mujeres libidinosas que asesinan por dinero u orgullo, muy a menudo sus imágenes se confunden y se identifican.  Todas, en algún momento, se representan desnudas o semidesnudas con atuendo y atmósfera de evidente erotismo.
Bornay comenta lo siguiente con respecto a Judith:  Como había matado a un hombre , acabaría pasado  de ser una santa y  valerosa mujer que simbolizaba FORITUDO Y JUSTITIA, a una de aquellas mujeres que con su astucia provocó la caída del hombre; es decir: una “femme fatale.”  Quizás por ello según Dirck Volkertz,  un grabador de nombre  Coornhert que (1522-1590)  que trabajó en Haarlem   en el taller de grabación de Marteen van Heemskerck del que salieron una serie de grabados absolutamente misóginos sobre “El poder de las mujeres”. Donde aparecen Eva, las hijas de Lot, Jael, Dalila, Judith y la reina de Saba  representadas con aspecto fuerte y viril musculatura en unas estampas en las que la androginia y la violencia de sus acciones comunican al espectador una sensación muy vívida de peligro seguro.

Una cosa queda clara, parece que a lo largo de la historia el género femenino ha desarrollado  gran capacidad de adaptación, de supervivencia, a costa de su sometimiento,   pero como ser humano  que es por encima de las características de su sexo, cuando tiene oportunidad se procura mejoras de cualquier género  aunque  en la actualidad muchas sean insultadas de "feminazis" cuando imitan el comportamiento de una contraparte  que, con perspectiva histórica, les ofreció un  pésimo ejemplo/enseñanza.  Tampoco creo que lo puedan hacer mejor o peor que los varones porque por encima del sexo siempre primará el corazón y la inteligencia de las personas..... y por lo que vengo observando en mi trato con varones más jóvenes y evolucionados, estos se andan esmerando de corazón, ¡y cuanto me alegra! 
No me pregunten  cuando se producirá una utópica sociedad, la tecnología tendrá mucho que ver pero puede que quienes habiten en ella, por motivos diversos, no les parezca tan utópica y algunos rebeldes gusten volver la vista social atrás.

** En negro texto copipegado.
** En rojo texto propio.


lunes, 14 de agosto de 2017

LECTURAS


He planeado dedicar el presente puente de la virgen de agosto 2017 a leer tres libros de índole histórica.  El primero dedicado a la biografía de Mata Hari,  un personaje del siglo XX si bien nacida a finales del XIX, es decir arrastrando todo el lastre  histórico de su nacimiento, autor Paolo Coello.  En resumidas cuentas una historia triste, demasiado triste pero me ha servido de impulso para la  inmersión en la vida de una familia siria de principios del siglo XX cuya protagonista también nació, muy a finales del siglo anterior.  Finalmente he seguido, bueno, lo cierto es que los he ido leyendo a un tiempo pero me estoy refiriendo al orden en el que los he ido acabando.  El último en acabar ha sido el dedicado a “GERMANA DE FOIX, una mujer, una reina, una corte.” La segunda esposa del muy católico rey Fernando de Aragón.  En realidad este último se trata más de una especie de tesis histórica, social y costumbrista  sobre la  España de los siglos XV y XVI
 Su autora es Rosa E. Ríos Lloret, Licenciada en Geografía e Historia así como en Historia del Arte por la universidad de Valencia.  Su actividad: docente y de investigación.  Ha primado su interés por la historia cultural e investigaciones en el campo de la joyería civil.   En la actualidad, está investigando sobre la imagen de la mujer española, tanto en la pintura como en la literatura. Puedo afirmar que su bibliografía al respecto resulta exhaustiva, tanto como sus conocimientos al respecto.  Este libro, publicado en el año 2003, ha sido publicado por la biblioteca Valenciana,  bajo el sello de la Generalitat Valenciana, Consejería de Cultura y Educación y aunque ha sido  sacado de la biblioteca de Denia no parece haber sido abierto hasta la presente fecha.
Consta de INTRODUCCIÓN, I -  LA DONCELLA, II – LA CASADA, III – LA VIUDA, IV – LA REINA,  V – LA CORTE  Y BIBLIOGRAFÍA. He señalado algunos renglones como dignos de reproducción en otro momento desde el punto de vista sociológico, aunque no vayamos a descubrir nada nuevo al respecto de la condición femenina de la que me ha tocado formar parte.  Sin embargo, cuántas veces me habré preguntado desde mi afán de justicia y equilibrio cómo habría enfocado los acontecimientos de mi existencia de haber nacido varón, habida cuenta que somos herederos, nos agrade o no, de la parcela de historia del lugar y/o circunstancia en el que hayamos nacido y ello indefectiblemente  marcará nuestra percepción de presente.     Por más que he intentado establecer puentes entre todas las diversidades que he encontrado en la vida me queda claro que se trata de una labor sin final previsible porque antes acaecerá el propio.



También debo reconocer que la lectura de estos días me ha entristecido, por no decir deprimido, y por tanto mi parcela egoísta y autoprotectora me inclina aún más hacia la soledad y autogestión emocional.  Ya no se trata de hombres y mujeres sino de naturaleza humana heredada, del mal llamado pecado original, que no sería sino  “ignorancia emocional original y pereza  generalizada”.  Procedemos de un espacio y vivimos en un lugar donde la injusticia, el desconocimiento,  los temores, los abusos, la pereza,  los prejuicios, las costumbres (más negativas que lo contrario) campan a sus anchas y donde el concepto generalizado de humanidad de nutre de todo lo anterior.  ¿Pesimista?  No señores, el pesimismo no es sino puro realismo, que decía cierto chiste chino.
Mientras escribo estas letras escucho  gritos y petardos en la lejanía….debe estar retransmitiéndose algún partido.  En mi mundo escucho música clásica animosa para subir el ánimo tan bajo que me han dejado  tan interesantes lecturas.


En resumidas cuentas: Mata Hari, una víctima de su circunstancia cuya belleza la perjudicaría gravemente.  Mientras la leía me resonaba el mito de Eros y Psiqué y el cuento de  La Bella y la Bestia y se me ocurrió cuantas veces el mito también funcionaba al revés.  Es decir que el amor es como unas gafas de color que uno se planta ante los ojos y que tiñe del color proyectado a quien enfoque convirtiéndolo en “príncipe o princesa”  y que cuando se procede a un análisis detallado del personaje en cuestión, es decir cuando uno se quita las gafas teñidas de ilusión proyectiva, descubre a “la pobre bestia” que a todos nos ocupa.  No me estoy refiriendo tan solo al amor de pareja, sino a cualquier tipo de afecto sometido a análisis exhaustivo, incluido el propio. 
La segunda parte en el desarrollo  de los afectos consistiría en asumir tanto los fallos propios como los ajenos  y obrar en consecuencia teniendo más o menos inconscientemente en cuenta que son  los intereses y las necesidades   comunes los que realizan el más práctico enlace entre seres humanos.  (Por este principio puede que guíen las culturas que proponen bodas “arregladas” por los progenitores a costa de la renuncia a la emoción juvenil.)


La larga historia del éxodo de Siria a Chile de Nahíma y su familia  pasando por la historia y la cultura oriental me ha hecho sonreír puesto que tengo en gran estima a los emigrantes, a todo aquel capaz de correr riesgos y realizar sacrificios sin límite adaptándose a culturas desconocidas  para sobrevivir  y proteger a los suyos.  Son valientes, y no, no tiene nada que ver con el turismo ni los viajes culturales.  Al leerlo también he comprendido cómo las mujeres, seres inferiores para tantas culturas, han tenido que valérselas ofreciendo sus cuerpos, sus vidas, sus inteligencias, sus deseos, sus ambiciones,  para asegurarse una supervivencia para sí mismas y sus descendientes  entre seres cuya supuesta  superioridad muscular  los ha cegado hasta alcanzar puntos de necedad y por ende crueldad,  extrema. 
Si alguna cualidad nos puede sacar de este pozo negro serán la CULTURA en su formato de desarrollo del conocimiento personal y colectivo  y la EMPATÍA  tanto personal como social,  de las cuales la educación solo supone una patina,


Se siente dilectos varones, el mito del cristianismo por excelencia,  debería estar representado por una mujer porque la pasión, la entrega y la sangría de dicha mitología ha tenido más que ver con la del género femenino a lo largo de toda la historia, hasta la fecha, ¡ya me gustaría!  A partir de ahora los morbos  que me parecen productos de todo tipo de proyecciones enfermizas e ignorantes deberían disiparse por el bien de nuestra especie.
Mis palabras no pretenden escribir sobre feminismo ni machismo de género alguno, sería demasiado simplista y ramplón.  Tan solo observo que toda persona o colectivo  que a lo largo de mucho  tiempo, siglos,  se haya sentido en inferioridad de condiciones acaba desarrollando unas capacidades cuyos genes recogen y transmiten, se dice que al menos durante cinco generaciones,  para sobrevivir de alguna manera  a diferencia de quienes no han sentido la acuciante necesidad de desarrollarlas.  Que dichas cualidades resulten molestas a quienes no las han desarrollado, no se podrá  negar.
Quien desconoce o ignora  suele resultarle más sencillo criticar o culpar que molestarse en averiguar,  a veces porque su inteligencia se podría poner en entredicho y evidentemente ello (ir de tonto) resultaría muy nocivo para vivir en una sociedad tan competitiva como la presente.



Pongamos un ejemplo inverso: Una cola nutrida de mayoría femenina  con  carros repletos de múltiples mercaderías  ante la caja de cualquier supermercado.  Un varón de "cierta" edad en dicha fila tan solo portando una barra de pan. ¿Cuántas personas, en este caso mujeres, se fijarán en la presencia de esa excepción y le cederán amablemente la vez para que no tenga que esperar tanto? Difícil que las más jóvenes se percaten, pues  suelen encontrarse demasiado en-si-mismadas. Lo más probable es que lo haga alguna de edad más avanzada consciente de la circunstancia,  seguramente haría lo mismo por cualquier persona, aunque sabe que las mujeres entre si y en semejantes circunstancia resulta habitual solicitar “una cesión de vez”,  y si las más jóvenes no se percatan, se les advierte.  En este caso “el diferente” se siente abrumado, se avergüenza y  hasta que podría negarse  aunque se le insista en aras del sentido común. A veces hasta hay que empujarle. 

jueves, 3 de agosto de 2017

RASGOS POLIGÉNICOS, SINAPSIS, VELOCIDAD en tiempos de crisis.



Minutos más interesantes: 30:40   31:00   31:50   32:00   34:34   35:00 35:34 - 36:00  36:38   36:58   37:25  37:45  38:25   39:00
40:00  Repetición a partir del  42:36

Por todo ello y mucho más resulta sano sentir  tanto agradecimiento hacia unos buenos ancestros aunque distaran mucho de la perfección. También explica la razón para dedicarse a la enseñanza así como cierta  insistencia subyacente y continua en la búsqueda de la optimización  dentro de cada circunstancia personal como principal característica para alcanzar una mínima inteligencia enfocada hacia  una supervivencia sin ofensas en un espacio cruelmente homogéneo.



 Consta que dicha actitud resulte muy molesta para los menos dispuestos al esfuerzo por los motivos que fueren (no siempre conscientes ni personales) y que estos bien podrían utilizar la violencia para sacudirse lo que consideren incordios  de encima.  Comprobado de diversos modos.
En este caso no será necesario, mi escasas luces vía genética me indican que muchas veces la plasticidad  mental indica que el camino idóneo será  una retirada prudencial a tiempo y que  esta suele resultar  lo más conveniente para una sana supervivencia personal a largo plazo.  Es decir que conviene apartarse del camino convenido por los elementos más rígidos de cualquier sociedad y por ende previsibles, aunque en ello haya que jugarse la propia existencia. Mejor desaparecer por voluntad propia que por ajena  dictan a toda velocidad las sinapsis de mis rasgos poligénicos.

sábado, 22 de julio de 2017

RECONVERSIÓN, MUTACIÓN Y RECURSO

UNA IGLESIA RECONVERTIDA EN PISTA PARA "SKATERS", TAMBIÉN EN ESPAÑA. ¡Que no ibamos a ser menos, faltaría más!
A modo de Dios con el mundo, Okuda San Miguel necesitó siete jornadas para llenar de figuras geométricas y color la iglesia. El lugar ya se ha convertido en un referente de culto y peregrinaje para los 'skaters'.

La iglesia se construyó a principios del siglo XX como alojamiento para los trabajadores de la fábrica de explosivos Santa Bárbara, lo que le dio nombre a la parroquia

. Después de la Guerra Civil quedó abandonada, hasta que hace unos años unos chicos decidieron darle uña segundas vida con sus patines y montaron una rampa en su interior. 

Lo demás, ya es un flechazo de Okuda con ellos y el resto lo que en estas imágenes verán. 


Y después a la piscina, al río o a la playa a refrescarse. ¿Quién dijo miedo?  En casa, patria,  conjunto de auto-no-suyas, no mías,  península.... acabaremos siendo  "de lo más", lo más deportistas, quiero decir.  
A ver cuanto tardan en montarme una piscina cubierta en cualquier templo de mi pueblo.  ¿Pocos usuarios? ¡Bahhh, solo es cuestión de invertir en la propaganda adecuada! ¡Además resulta tan beneficioso para la salud!¡Que se sepa: refuerza la musculatura y los sistemas respiratorio y cardiovascular! ¡Además se crearían puestos de trabajo la mar de necesarios para tantos chavalot@s que en su día necesitaron una media muy alta para acceder a los estudios superiores de educación física, como quiera que se llamen ahora. 
 Mientras se practica deporte uno se concentra en el funcionamiento de su instrumento físico (el cuerpo) y desarrolla energía vital, que no virtual, o mejor dicho reconvierte sus capacidades virtuales en reales y beneficiosas. En otras palabras materializa positivamente y sin culpa de género alguno. 

lunes, 17 de julio de 2017

EXPERIMENTO DUNEDIN





Índice

Dunedin

Dunedin, una ciudad de Nueva Zelanda situada en la bahía de Otago da origen a este estudio. Esta ciudad se fundó en 1848, y en 1861 creció rápidamente por el descubrimiento del oro. Su población actual es de 121.000 habitantes y es la segunda ciudad más importante de la isla del sur. Predominan varias etnias de entre ellas, las más destacadas son la Europea con un porcentaje de 92.6% representando a la gran mayoría, la maorí con un 5.9%, la raza asiática representando el 4% y la pacífica con el 2%. La población seleccionada para el estudio en concreto, se centra en la maorí y la pacífica, pero prevalece la primera. Los definimos como etnia polinesia que llegó a las islas de Nueva Zelanda, y encontramos sus orígenes en la palabra maorí, que significa "común o normal", en su lengua nativa.[cita requerida]

Desarrollo teórico del estudio

Historia y concepto

Este estudio comenzó hace más de cuatro décadas y fue fundado como una empresa de investigación multidisciplinaria que se llevó a cabo en 1972, en una universidad de Nueva Zelanda, en la ciudad de Dunedin, comunidad que apoyó fuertemente esta investigación en sus primeros años.
Su principal objetivo era ver si los avances en el ámbito ginecológico que surgieron en la década de los 60 y 70, habían reducido la mortalidad neonatal. Trataban de ver si las complicaciones obstétricas perinatales tenían efectos a largo plazo en el desarrollo neurológico de los neonatos.4
Partiendo de esta base se han desarrollado una serie de sub-estudios como: "Family Health History Study", llevado a cabo en el período 2003-2005, con el objetivo de reunir información sobre la salud de los padres y familiares del miembro del estudio. La segunda investigación fué "The Parenting Study", iniciado en 1994 como un estudio de los miembros del estudio Dunedin que actualmente son padres de un niño de 3 años. Y finalmente el llamado "The Next Generation", comenzado 2007, y basado en 40 años de datos, que ha seguido a una generación de un total de 1037 niños desde su nacimiento en 1972 y 1973 hasta la actualidad. Se investiga sobre todo ciclos intergeneracionales de comportamientos, los resultados benéficos y perjudiciales. En definitiva, trata de analizar los estilos de vida, comportamientos, actitudes y salud de los adolescentes de hoy teniendo en cuenta esta variable heredada.
Ahora, con más de cuarenta años, sus participantes siguen siendo estudiados, los cuales tienen ahora 45 años de edad y han pasado una evaluación que permite estudiar los aspectos positivos y problemáticos de su vida. Algunos de los factores se agrupan en 3 entornos diferentes, como son el psicológico que responde a la pregunta: ¿Son los hijos de padres con antecedentes de problemas de salud mental con mayor riesgo de sufrir problemas mentales? El físico, que introduce la pregunta: ¿Están los niños en riesgo de "heredar" problemas de salud física de sus padres? Por ejemplo, el riesgo de obesidad puede estar determinado por la genética. Y finalmente un ambiente relacionado con la drogodependencia que responde a la cuestión: ¿Qué cambios en las actitudes, el estilo de vida y la salud como es la consumación de drogas, han ocurrido a través de dos generaciones de jóvenes?
Seis temas de investigación han evolucionado en los últimos años centrándose en la salud mental y la neurocognición, el riesgo cardiovascular, la salud respiratoria, la salud oral, la salud sexual y reproductiva y el funcionamiento psicosocial.

Desarrollo práctico del estudio

Método

Las características de la muestra para este análisis incluyó a 499 hombres y 481 mujeres. Incluye una N de 1037, estratificada según las edades:
edad 5 (n = 991), edad 7 (n = 954), edad 9 (n= 955), edad 11 (n = 925), edad 13 (n = 850), edad 15 (n = 976), edad 18 (n = 993), edad 21 (n = 992), edad 26 (n = 980, 96% de la cohorte viviente).
El procedimiento utilizado fue previamente observar durante los primeros 3 años de la vida de los sujetos, sus comportamientos más habituales. Elaborando así una lista capaz de clasificar a los niños en 5 personalidades diferentes. Se podrían agrupar en tres tipologías sanas, que son estar seguro de si mismo, ser reservado y bien adaptado, que abarcaron un 83% de los niños estudiados. Y dos que podríamos calificar de insanas, los inhibidos y subcontroalados, que contendrían el 17% de los niños restantes.
  1. Seguro de si mismo. Es un tipo de personalidad que destaca por la competitividad, la asertividad, entusiasmo y emprendedores. El 28% de los niños del estudio conservaron este carácter hasta la edad adulta
  2. Reservado. Es un perfil introvertido pero no inseguro. La tendencia natural de estas personas es a pasar desapercibidas, no hablar mucho pero si observar. Este perfil de personalidad lo distinguieron en un 15% de los participantes del estudio.
  3. Bien adaptado. Es el más común, sobre un 40% de los participantes. En general destacan por ser personas organizadas, activas, sociables, flexibles y ingeniosas. No presentan problemas antisociales.
  4. Inhibido. Es el primero de los dos perfiles con problemas de adaptación, el estudio predice resultados negativos durante toda su vida. Son personas introvertidas e inseguras, y su timidez les impiden hacer acciones simples. Son temerosas, ansiosas, neuróticas y no les gustan las novedades ni los cambios. En general están cerrados a las experiencias, suelen ser nerviosos y propensos a desarrollar depresión. Un 7% entrarían dentro de este tipo de personalidad.
  5. Subcontrolado. En este perfil entraban un 10% de los niños del estudio Dunedin, los cuales mantuvieron el mismo tipo de personalidad hasta la edad adulta. Es una personalidad regida por la falta de autocontrol, y encajan personas nerviosas e irritables. De adultos son más propensos a sufrir enfermedades cardíacas, diabetes, problemas pulmonares y enfermedades de transmisión sexual. Su falta de autocontrol aumenta considerablemente las posibilidades de tener problemas con el tabaco, alcohol y drogas.
Una vez hecha la distribución de los niños, era posible valorar todas sus características gracias a las evaluaciones cara a cara conducidas por entrevistadores. Estas consistían en informar sobre su calendario de la vida, administrar cuestionarios sobre las percepciones de sí mismo y de la familia, realizar una evaluación psiquiátrica computarizada, un cuestionario autoadministrado para las relaciones sexuales, el consumo de alcohol, drogas, los juegos de azar y la automutilación. También se valoraban medidas del tamaño del cuerpo (altura, peso, gordura corporal), y se realizaba una prueba cardiorrespiratoria en una bicicleta estacionaria, evaluación de la salud respiratoria utilizando cuestionarios, mediciones de la presión arterial, de la función pulmonar, y finalmente se procedían pruebas cutáneas para alergias comunes y un cuestionario dental.
La Encuesta de Salud de 1996/1997 utilizó un diseño estratificado basado en áreas geográficas para obtener una muestra con características representante de toda la población civil de Nueva Zelanda. En total participaron 7862 adultos (mayores de 15 años), lo que representa una tasa de respuesta del 73,8%.
Y por último la Encuesta Nacional de Nutrición (Encuesta Nutricional), a los participantes se les preguntó si se someterían a una evaluación adicional para la Encuesta Nacional de Nutrición de 1997. Un total de 4636 adultos completaron la Encuesta de Nutrición.
Podemos decir en conclusión que los tres primeros grupos, en general se convirtieron en adultos más exitosos, con mejor salud, más sociables, con mejores trabajos, y en general más satisfacción en la vida. Los dos últimos tuvieron problemas para relacionarse o incluso con la pareja. También surgen conflictos laborales, más periodos de desempleo, problemas de salud e incluso actos de delincuencia.

Factores predecibles

Previamente dicho, el estudio se centra sobre todo en saber si se pueden predecir ciertos aspectos del individuo, fijándonos en las generaciones anteriores y en el desarrollo de estos aspectos hasta un periodo adulto donde se considera que el carácter queda afianzado. Podemos agrupar estos aspectos en tres categorías, que serían: el factor físico, el factor psicológico, y la presencia o ausencia de tendencias drogoadictivas.

Factor físico

Es el aspecto capaz de englobar todas aquellas características relacionadas con la fisiología del individuo. Se han realizado diferentes estudios que tratan diversos temas más superficiales. A continuación se recogen algunas de las investigaciones que se llevaron a cabo en este ámbito.
  • Relación entre forma corporal y edad de la primera menstruación
Uno de los estudios publicado en 1994 por Stgeorge, Williams y Silva, pretende observar la relación entre las variables de tamaño corporal y la edad de la menarquía5​ para las niñas de Nueva Zelanda. En la situación experimental se controló el tamaño corporal de las participantes, el cual se midió repetidamente durante dieciocho años, también se registró la edad de la menarquía de 415 niñas inscritas en este análisis múltiple.
Como resultado obtuvieron que las niñas que eran más altas y con un índice de masa corporal más alto que sus compañeros, a partir de los 7 años de edad, alcanzaron la menarquía temprano: la altura era el determinante más importante. Las niñas que maduraron antes (al tener la menstruación a los 11-12 años) dejaron de crecer, por lo que fueron alcanzadas en altura por las niñas de maduración tardía a los quince años.
En conclusión, las hijas cuyas madres tenían una baja estatura, maduraron más temprano y continuaron aumentando su peso, pero dejaron de crecer y fueron alcanzadas en altura por las hijas de mujeres altas.
  • Relación entre la salud bucal de madre-hijo
Otro estudio realizado por Shearer, trató de averiguar más sobre la relación fisionómica entre los progenitores y los hijos. Querían averiguar si existía relación alguna entre la salud bucal de la madre con la de sus hijos, y las repercusiones que tendría al respecto. Para determinar si la salud oral materna podía predecir la futura sanidad bucal de sus hijos en la edad adulta, utilizaron los datos de salud bucal de los niños a los 5 años, cuyas madres también fueron entrevistadas.
Como resultado obtuvieron que el riesgo de una mala salud dental era mayor entre los miembros del estudio que su madre calificaba su higiene bucal como ‘’pobre’’. A partir de estos resultados llegaron a la conclusión de que la relación entre puntuación en la subescala de malestar psicológico con la mala salud bucal de la madre era estadísticamente significativa.

Factores psicológicos

Este segundo aspecto agrupa todas aquellas cuestiones relacionadas con la psique del individuo. A continuación, se pueden encontrar distintos estudios en los que se centraron.
  • Relación trastornos mentales con violencia
Este estudio presenta un informe sobre la relación entre los trastornos mentales y la aparición de la violencia como conducta intergeneracional observada en jóvenes. Se estudiaron 961 individuos que constituyeron el 94% de una generación concreta de Nueva Zelanda, el estudio duró 1 año. Los trastornos mentales se midieron usando entrevistas (DSM-III-R) y la violencia se midió utilizando informes de ofensas criminales
¿Pero la violencia es consecuencia de los trastornos? Los individuos que cumplían el espectro de la esquizofrenia fueron 1,9 y 2,5 veces, más probable a ser violentos que los que no presentan el espectro.
La violencia se explica a partir de 3 factores dependientes:
El alcohol → por el consumo de sustancias antes del delito La marihuana → por una historia juvenil de trastorno de conducta
La esquizofrenia → historia de trastorno de conducta.
Las personas con trastornos mentales representan una cantidad considerable de violencia en la comunidad, son los que cometen los incidentes más violentos.
  • Asociación entre insomnio y deterioro cognitivo
Otra investigación, se basa en saber si hay una asociación entre el insomnio en la primera mitad de la vida y el deterioro cognitivo. Probaron si las personas con insomnio que informaron buscar tratamiento para sus problemas de sueño (buscadores de tratamiento), mostraron mayor deterioro que otras personas con insomnio (no tratantes). Se evaluó el papel de los principales factores de confusión, incluyendo la capacidad cognitiva infantil y las condiciones de salud. el insomnio se diagnosticó según los criterios del DSM-IV. y las evaluaciones neuropsicológicas se llevaron a cabo gracias al test WAIS-IV IQ la Escala de Memoria de Wechsler y el Test Trail-Making
Las conclusiones que recogieron fueron que los vínculos entre el insomnio y el deterioro cognitivo pueden ser más fuertes entre las personas que buscan tratamiento clínico. Los médicos deben tener en cuenta la presencia de complejos problemas de salud y menor función cognitiva premórbida al planificar el tratamiento para los pacientes con insomnio. Es un estudio longitudinal ya que mide cómo afecta el insomnio en las primeras etapas en nuestra adultez.
  • Continuidad de la personalidad desde la infancia hasta la adultez
Otro estudio de índole psicológico analizaba las continuidades de la personalidad desde la infancia hasta la adultez. Para llevar a cabo esta investigación, niños de 3 años fueron clasificados en grupos de temperamento, en función de las observaciones de su comportamiento. En la edad adulta joven, los datos fueron recogidos de los propios miembros del estudio, de personas que los conocían bien, y de los registros oficiales. se concluyó que: Los niños de 3 años poco controlados fueron más impulsivos, no confiables, y antisociales, y tenían más conflicto con los miembros de sus redes sociales y en su trabajo. Los niños de 3 años de edad que fueron inhibidos, tenían más probabilidades de ser poco firmes y deprimidos y tenían menos fuentes de apoyo social. Las tempranas diferencias temperamentales que aparecen tienen una influencia generalizada en el desarrollo del curso de la vida y ofrecen pistas sobre la estructura de la personalidad, las relaciones interpersonales, la psicopatología y el crimen en la edad adulta.

Factores drogodependientes

Por último, hay otro tipo de investigaciones en este estudio que se centran en ver hasta que punto una drogodependencia, como puede ser el alcoholismo, el tabaquismo o el consumo de marihuana, se transmiten de una generación a otra. Pero estas investigaciones se centran más en el estudio longitudinal intrapersonal, es decir en la observación evolutiva del sujeto en contacto con las drogas y no en la transmisión intergeneracional.
  • Relación entre la historia familiar y pronóstico clínico del individuo
En una de estas investigaciones se intentó confirmar la hipótesis de que la historia familiar está asociada con 4 variables clínicas de trastornos con 4 trastornos psiquiátricos. Véase en la tabla siguiente:
Variables clínicas de trastornosTrastornos psiquiátricos
RecurrenciaEpisodio depresivo mayor
DeterioroTrastorno de ansiedad
Uso de servicioDependencia del alcohol
Edad de inicioDependencia de drogas
En este estudio participaron un total de 981 personas. Se tomaron datos de 3 generaciones familiares de los participantes y para cada trastorno la puntuación de la historia familiar se calculó como la proporción de miembros afectados. Esto se realizó a los 11 i 32 años de vida de los participantes, y se utilizó para evaluar la recurrencia, el deterioro y la edad al inicio. El estudio a los 32 años se utilizó para determinar el uso de servicio. Como resultado encontraron que finalmente la historia familiar se relacionó con los cuatro tipos de trastorno, aunque en el caso de la depresión en mujeres la relación no fue muy significativa. Otra relación que establecieron fue el peor deterioro y mayor uso de los servicios. La historia familiar no se asoció con una edad más temprana en la aparición de ningún trastorno. Gracias a esto llegaron a la conclusión de que para la depresión, el trastorno de ansiedad, la dependencia del alcohol y la dependencia de drogas la historia familiar es útil para determinar el pronóstico clínico de los pacientes y para seleccionar casos para estudios genéticos.
  • Relación entre el consumo persistente de cannabis y el CI
Se hizo un experimento en el que se quería relacionar el consumo persistente de cannabis y el declive neuropsicológico. El uso de cannabis se determinó en entrevistas a las edades de 18, 21, 26, 32 y 38 años. Las pruebas neuropsicológicas se realizaron a los 13 años, antes del inicio del consumo de cannabis, y de nuevo a los 38 años, después de que se hubiera desarrollado un patrón de consumo persistente de cannabis. El deterioro se concentró entre los usuarios de cannabis de inicio en la adolescencia. Además, el cese del consumo de cannabis no restauró totalmente el funcionamiento neuropsicológico entre los usuarios de cannabis de inicio en la adolescencia.
Los miembros del estudio con una dependencia más persistente de cannabis mostraron una mayor disminución del CI. En cambio, los miembros del estudio que nunca consumieron cannabis experimentaron un ligero aumento en el cociente intelectual, mientras que aquellos que diagnosticaron dependencia de cannabis en una, dos, tres o más ondas de estudio experimentaron un descenso del CI de -0,11, -0,17 y -0,38 unidades SD, respectivamente. Un descenso del cociente intelectual de -0,38 unidades SD corresponde a una pérdida de ~ 6 puntos de CI, de 99,68 a 93,93.
  • Relación entre el consumo de tabaco cuando eres niño y el comportamiento posterior del tabaquismo
Los estudios han demostrado que la tasa de consumo de tabaco por parte de los niños sigue siendo muy alta, especialmente para las adolescentes. Se examinó la continuidad entre el tabaquismo a una edad temprana y el comportamiento posterior del tabaquismo. El comportamiento de fumar de una generación de niños de Nueva Zelanda se siguió desde la edad de 9 a 15 años. Los resultados mostraron:
RESULTADOS
Niños de 9 añosno relacionado con la conducta fumadora a los 15
Niños de 11 a 13 añosrelacionado con la conducta fumadora diaria
Concluyó que el período formativo para el consumo diario de tabaco era de 10 a 13 años de edad.

Conclusión

El estudio Dunedin trata de determinar nuestra personalidad, o saber que es lo que impulsa a las personas a tomar ciertos caminos. Por ejemplo, por qué ciertas personas consiguen un Premio Nobel o ser empresarios con éxito, mientras que otras se vuelven drogadictos o vagabundos. Se lleva a cabo mediante la observación de aproximadamente 1000 individuos durante un periodo de 40 años, analizando cada uno de los aspectos de la vida del sujeto. Según el estudio lo que condiciona nuestras vidas, depende de nuestros genes, es decir aquellos que heredamos de nuestros padres, pero también está relacionado con nuestras experiencias vividas en la infancia, es decir nuestro ambiente, determinado por la educación, cultura, sociedad, tradiciones, etc. Y aquí surge un debate sobre si el ambiente tiene más potencial cambiante del carácter que el ADN.
Los hallazgos de este estudio longitudinal en vigor hoy en día han tenido mucha importancia y han sido reconocidos con el premio Criminología y el premio Jacobs por llevar a cabo una investigación innovadora.
Más adelante aparecieron divergencias respecto al estudio. Dos de las cuestiones planteadas son las siguientes:
¿Son los miembros del estudio, que nacieron en Dunedin, similares a otros neozelandeses de la misma edad?
¿Los comportamientos de salud de los miembros del estudio de Dunedin han cambiado hasta el punto de que ya no son representativos de la población original de la que fueron extraídos? El hecho de que cuestionen la salud de los sujetos es debido a que han sido intensamente estudiados a lo largo de sus vidas, lo que se conoce como efecto Hawthorne.​
Aunque cabe destacar, que este estudio es uno de los que ha presentado menos muerte experimental a lo largo del procedimiento. Ya que siguen participando un 96% de la población inicial, solamente se ha perdido un 4% de información en comparación al total del inicio. Por lo tanto, los números confirman que es un estudio con bases fiables, claras y científicas.